Skip to content
TenaChile

Cerdo Hormiguero

Clasificación y evolución del Cerdo Hormiguero

Los cerdos hormigueros son pequeños mamíferos afines a los cerdos que se hallan habitando una extensa gama de hábitats diferentes en toda África, al sur del Sahara. Son en su mayor parte solitarios y pasan sus días durmiendo en madrigueras subterráneas para resguardarse del calor del sol africano, saliendo en la tarde más fría en pos de comida. Su nombre procede de la lengua afrikáans en Suráfrica y significa Cerdo de la Tierra, debido a su morro largo y su cuerpo similar al de un cerdo. El cerdo hormiguero es único entre los animales, en tanto que es la única especie que subsiste en su familia.

Anatomía y apariencia del cerdo hormiguero

El cerdo hormiguero tiene una apariencia única entre los mamíferos (y en verdad entre todos y cada uno de los animales), en tanto que presenta peculiaridades físicas de una serie de especies animales diferentes. Tienen cuerpos medianos, prácticamente sin pelo y morros largos que los hacen parecer meridianamente como cerdos al comienzo, con una piel gruesa que los resguarda tanto del sol caliente como de las picaduras de insectos. Son capaces de cerrar sus fosas nasales para eludir que el polvo y los insectos entren en su nariz. Tienen orejas tubulares, similares a las de un conejo, que pueden estar de pie en los extremos, mas que asimismo se pueden doblar para eludir que la suciedad entre en ellas cuando están bajo tierra. Los cerdos hormigueros tienen fuertes garras en todas y cada una de sus patas, que así como el hecho de que sus patas traseras son más largas que sus patas delanteras, los hace fuertes y capaces excavadores capaces de excavar grandes cantidades de tierra a un ritmo preocupante. Debido al hecho de que pasan la mayoría de su vida bajo tierra o bien cazando en la obscuridad de noche, tienen una visión deficiente mas son capaces de desplazarse de forma fácil por su ambiente usando su genial sentido del olfato tanto para localizar presas para sentir el riesgo potencial.

Distribución y hábitat del cerdo hormiguero

El cerdo hormiguero se halla en una extensa pluralidad de hábitats diferentes en toda el África subsahariana, desde los desiertos secos hasta las zonas húmedas de la selva tropical. La única condición (además de tener buen acceso a mucha comida y agua) es tener un buen suelo en el que puedan cavar sus extensas madrigueras. Pese a ser realmente hábiles para excavar en suelos areniscos o bien arcillosos, las zonas más rocosas son más bastante difíciles de crear sus hogares subterráneos, con lo que el oso hormiguero se trasladará a otra área en la que las condiciones del suelo sean más convenientes para excavar. Sus madrigueras pueden tener hasta diez metros (treinta y tres pies) de largo en un área de distribución que puede ser de dos a cinco quilómetros cuadrados. Sus madrigueras frecuentemente tienen múltiples entradas y siempre y en todo momento se dejan la cabeza por delante, con lo que son capaces de identificar sencillamente a los predadores potenciales usando su agudo sentido del olfato.

Comportamiento y estilo de vida de los cerdos hormigueros

Los cerdos hormigueros son eminentemente animales solitarios que se juntan solo para aparearse y jamás se hallan en conjuntos grandes. Viven en madrigueras subterráneas para resguardarlos tanto del sol caliente del día como de los predadores. Los cerdos hormigueros son mamíferos nocturnos, que solo dejan la seguridad de la madriguera al abrigo de la noche cuando van en pos de comestible y agua, de forma frecuente viajando múltiples quilómetros para localizar los mayores montículos de termitas guiados por su genial oído y sentido del olfato. Pese a tener frecuentemente una enorme madriguera compuesta por una extensa red de túneles, asimismo se sabe que los osos hormigueros pueden excavar velozmente pequeñas madrigueras temporales donde pueden resguardarse de forma rápida en vez de tener que regresar a su morada original.

Reproducción del cerdo hormiguero y ciclos de vida

Los cerdos hormigueros tienen temporadas de apareamiento concretas que ocurren todos los años. En dependencia de la zona en la que viva el cerdo hormiguero, puede nacer joven en el mes de octubre a noviembre, o bien en mayo a junio en otras áreas. Se sabe que tienen bebés la mayor parte de los años, las hembras de oso hormiguero dan a luz a una sola cría tras un periodo de gestación que acostumbra a perdurar en torno a siete meses. Los cerdos hormigueros recién nacidos con frecuencia pesan tan poco como dos kg y nacen con piel rosada y sin pelo en la seguridad de la madriguera de su madre. Las crías de cerdo hormiguero pasan las 2 primeras semanas de su vida en la seguridad de la madriguera subterránea ya antes de empezar a aventurarse con su madre bajo la cubierta de la noche. No obstante, pese a acompañar a su madre en pos de comida, no son desmamados hasta el momento en que tienen unos 3 meses de edad. Los cerdos hormigueros jóvenes viven con su madre en su madriguera hasta el momento en que tienen unos 6 meses de edad, cuando se mudan a cavar su madriguera. Si bien su vida en la naturaleza no está completamente clara, los cerdos hormigueros tienden a vivir más de veinte años en cautiverio.

Comida y presas del cerdo hormiguero

La dieta de los cerdos hormigueros se compone primordialmente de hormigas y termitas, siendo las termitas su fuente de comestible preferida. Pese a esto, se sabe que asimismo comen otros insectos como escarabajos y larvas de insectos. Los cerdos hormigueros están construidos para ser insectívoros, con fuertes miembros y garras que son capaces de penetrar en el duro caparazón exterior de los montículos de termitas de forma muy eficaz. Cuando han entrado en el montículo, emplean su lengua larga y pegajosa para cosechar los insectos que hay dentro y se los comen enteros sin masticar, en tanto que entonces son molidos en sus estómagos musculosos. Una de las peculiaridades más propias de los cerdos hormigueros es el hecho de que tienen dientes columnares en las mejillas que no tienen ningún propósito funcional. Con ciertas especies de hormigas más grandes que precisan ser masticadas, emplean los incisivos que se hallan en la parte trasera de sus bocas. Los cerdos hormigueros asimismo pueden emplear exactamente las mismas técnicas para penetrar en los nidos de las hormigas subterráneas.

Depredadores y amenazas del cerdo hormiguero

Pese a que los cerdos hormigueros son animales nocturnos que viven en la seguridad de las madrigueras subterráneas, están conminados por una serie de predadores diferentes en su ambiente natural. Leones, leopardos, hienas y víboras grandes (sobre todo pitones) son los primordiales predadores de los cerdos hormigueros, mas esto cambia en dependencia de dónde vive el cerdo hormiguero. Su primordial forma de defensa es escapar muy velozmente bajo tierra, no obstante, asimismo se sabe que son bastante violentos cuando se ven conminados por estos animales más grandes. Los cerdos hormigueros utilizan sus garras fuertes y afiladas para intentar herir a su atacante así como patear al animal amenazador con sus poderosas patas traseras. Los cerdos hormigueros asimismo están conminados por los humanos que los cazan y destrozan sus hábitats naturales.

Hechos y características interesantes del cerdo hormiguero

Los cerdos hormigueros utilizan su lengua larga y pegajosa para relamer hasta cincuenta insectos por noche desde el interior de los montículos de termitas o bien nidos de hormigas subterráneos. Sus lenguas similares a vermes pueden medrar hasta treinta cm de longitud, lo que quiere decir que pueden lograr más termitas más adentro del montículo. Su amor por los insectos ha llevado a los cerdos hormigueros a ser conocidos asimismo como antílopes! Curiosamente, asimismo se piensa que los cerdos hormigueros consiguen prácticamente toda la humedad que precisan de sus presas, lo que quiere decir que realmente deben tomar poquísima agua físicamente. Se piensa que los cerdos hormigueros son uno de los excavadores más fecundos del planeta con sus fuertes extremidades, garras y patas en forma de zapa que les asisten a desplazar dos pies de tierra en solo quince segundos.

La relación del cerdo hormiguero con los humanos

Debido al hecho de que pasan las horas del día ocultos en la seguridad de sus madrigueras subterráneas, solo saliendo bajo la cubierta de la noche para apresar comida, los cerdos hormigueros son poquísimo vistos por bastante gente. En ciertas zonas, no obstante, son cazados por personas que procuran comestibles y se ven poco a poco más perjudicados por la expansión de las poblaciones humanas conforme más de sus hábitats naturales desaparecen para dar paso a asentamientos crecientes.

Estado de conservación y vida actual del cerdo hormiguero

Hoy día, el cerdo hormiguero está clasificado por la UICN como una suerte de Preocupación Menor. Pese a que el número de la población de cerdo hormiguero efectivamente redujo en ciertos países, en otros, su número continúa estable y con frecuencia se hallan generalmente tanto en áreas protegidas como en zonas con hábitats convenientes. No obstante, se ven poco a poco más perjudicados por la pérdida de hábitat, tanto en forma de deforestación como de expansión de urbes y pueblos. Debido a su naturaleza impresionantemente resbaladiza, los tamaños precisos de la población no se comprenden totalmente.